15 junio 2015

CATA: “la gestión pública de los servicios públicos debe de ser parte fundamental del pacto entre los partidos de izquierdas en Aragón”

CATA: “la gestión pública de los servicios públicos debe de ser parte fundamental del pacto entre los partidos de izquierdas en Aragón”
Imagen de archivo de las Cortes de Aragón.
Comunicado de CATA en el que se refiere a la privatización que “ha sido más evidente y especialmente intensa en los servicios más sensibles y vulnerables” como pueden en la gestión de los servicios sociales, de salud y educación.

“En estos momentos -denuncian-, donde los partidos que representan la izquierda de este país, se encuentran negociando los pactos de legislatura, entendemos que la no privatización de los servicios públicos tiene que suponer uno de los acuerdos fundamentales para unos partidos que se reconocen como defensores de los servicios públicos”.

A juicio de CATA, “no podemos seguir permitiendo el desmantelamiento y privatización de una red de servicios públicos conseguida con mucho esfuerzo por parte de toda la ciudadanía, y especialmente mediante la lucha de la clase trabajadora, y que por ello son patrimonio de todos y han de defenderse por quienes nos representan”.

CATA afirma que situaciones vividas en la pasada legislatura, como la privatización de la Residencia de Movera, son “una estafa a la ciudadanía y una precarización de un servicio muy vulnerable”, que “nunca debe estar sujeto a lógicas empresariales, sino a las necesidades y los beneficios sociales”.

“Nos engañaron con una supuesta renovación del edificio de la residencia, pactaron con los sindicatos mayoritarios el traslado y despido de los trabajadores y, tras escasos meses, hemos presenciado cómo volvía a abrir sus puertas con una gestión privada sin que nadie alzara la voz. O cerrojazos de centros como la Comunidad Terapéutica del El Frago sin ninguna justificación, a no ser la simple privatización de un servicio de excelentes resultados sociales continuados durante sus veinte años de gestión pública. Todas ellas maniobras más propias de un fullero que de una gestión política transparente”, continúa el texto del sindicato.

CATA sostiene que la privatización “siempre es un ataque a nuestro derecho a disponer de unos servicios públicos universales y de calidad que garanticen unas cotas mínimas de bienestar social para la totalidad de la población”.

En el comunicado subrayan: “Aunque alguno de los partidos pactantes ha sido hasta la fecha un peón más de las políticas neoliberales y autor de parte del desmantelamiento de los servicios públicos, y especialmente de la privatización de su gestión, desde el CATA entendemos que es el momento político de cambiar las tornas y recuperar dos décadas de retroceso en servicios fundamentales”.

“La ciudadanía ha votado un cambio, y es responsabilidad de la izquierda de este país llevar a cabo este cambio. No podemos dejar pasar esta oportunidad histórica de girar las tendencias de los anteriores gestores públicos de todos los colores políticos. No podemos permitir la actual complicidad entre partidos y empresas, y los silencios de alguna organización sindical. No podemos permitir una gestión en contra de la calidad de los servicios públicos, en contra de los intereses de los ciudadanos y con un lucro empresarial”, aseveran.

En este sentido CATA expone que “es hora de apostar por un modelo de servicio público con una gestión pública responsable, transparente y adaptada a las necesidades de la población. Una gestión eficaz donde se valore la calidad y no los beneficios empresariales, y que esté fundamental y principalmente al servicio del ciudadano”.

Desde El CATA entienden como “irrenunciable” unos “servicios públicos de calidad, con gestión y de responsabilidad pública como único modelo posible desde planteamientos de izquierda”. Por ello “lo planteamos a los partidos pactantes como uno de los puntos irrenunciables y más importantes de la negociación”.