23 julio 2015

Marea Blanca; satisfacción por la publicación de las listas de espera

Marea Blanca; satisfacción por la publicación de las listas de espera
Foto: AraInfo
SOMOS sindicalistas apoya la lucha de Marea Blanca.

Desde la plataforma Marea Blanca Aragón agradecen que la nueva Consejería haya publicado unas listas de espera reales, y denuncian que anteriormente hubieran tenido que publicarlas ellos mimos, debido al “oscurantismo” de la consejería regida por Ricardo Oliván.

Según el anterior Consejero en cortes, el registro de demanda quirúrgica en Aragón ascendía a 26.658 personas a fecha 31 de octubre del 2014. La población aragonesa no sabe qué cantidad de personas hay en la actualidad, casi un año después de aquella declaración:
pues como denuncia Marea Blanca “el anterior gobierno nunca aporto dato alguno, ni cifras oficiales de la lista de espera hasta que se vio obligado”.

Desde este colectivo denuncian que la antigua Consejería de Sanidad, liderada por el Consejero Ricardo Olivan, se centraba más en hacer “campaña electoral comunicando unos datos que para nosotros no reflejaban la realidad, maquillando cualquier apunte, tal y como hemos demostrado, y engañando de forma descarada a la ciudadanía”.

Las listas de espera son un indicador de necesidades de salud no cubiertas por falta de recursos y por mala asignación de los mismos, siendo estas listas de espera una tragedia sobre todo para el que las padece. Son muchos los problemas heredados a los que se enfrenta la Sanidad Pública aragonesa y desde Marea Blanca esperan que por parte de este nuevo gobierno se empleen “todos los medios que estén en su mano para acometer las acciones necesarias para una sanidad justa en los tiempos de resolución, pública en la provisión y gestión, retornado a la universalidad y a la calidad”.

Desde la plataforma consideran que la nueva consejería “ha comenzado haciendo lo que debe, cosa que la anterior no hizo”, facilitando los datos de las listas de espera, que como anunciaran desde el colectivo hace meses, duplicaban a los anunciados por la antigua consejería del Partido Popular.