16 diciembre 2015

Mujeres y jóvenes trabajando y pobres es la norma

El 75 % de los trabajadores pobres en Aragón son mujeres y el 40 % jóvenes
Ser mujer y joven es igual a dificultades para encontrar trabajo en Aragón. Y si se logra un empleo, hay muchas opciones de que el salario no evite seguir siendo pobre. Son muchas las preocupantes conclusiones que, como esta, se pueden extraer del informe publicado por CCOO Aragón bajo el título Pobreza y desigualdad salarial en Aragón 2014.

Este muestra que la figura del trabajador pobre es una realidad cada vez más común en la Comunidad. Las más afectadas son las mujeres: el 75 % del total de trabajadores pobres pertenece a este colectivo; y los jóvenes, representados por un 40 %. El perfil del trabajador/a pobre se completa diciendo que se emplea en el sector del comercio, hostelería, hogar o servicios auxiliares y tiene un contrato temporal o parcial.

Otra evidencia del estudio es que la desigualdad salarial se está acrecentando: en los primeros tramos de la escala, la devaluación de salarios en los últimos cuatro años es del 3 %. Pero en el 10 % de trabajadores que menos cobra, se dispara al 24 %.

Lo explica el secretario de Acción Sindical de CCOO Aragón, Manuel Pina: “Las 34.000 personas asalariadas que están en el último tramo salarial son cada vez más pobres, porque en cuatro años han perdido casi 1 de cada 4 euros de su salario real”.

En siete años, continúa el informe, se ha pasado de un ratio de desigualdad entre los que más y menos cobran de 7 a 1 a 11 a 1. Una situación que, según el sindicato, se ha propiciado por “el abuso de la parcialidad en la contratación actual (en el último grupo de la escala salarial, el 96,5 % está contratado de esta manera) y por la temporalidad”.

El 10 % de los trabajadores cobra una media de 399 euros


Si hace unos años ser mileurista era advertido como algo negativo, ahora la desgracia se ha hecho casi norma. Un tercio de los trabajadores y trabajadoras aragonesas cobra menos de 1.000 euros. Hay un 28,1 % de personas (119.200) cuya nómina mensual no supera los 950 euros brutos; 72.400 (17,1 %) con salarios mensuales inferiores a los 836 euros. Es decir, como afirma Pina, “casi 1 de cada 5 personas que trabajan por cuenta ajena en Aragón cobra menos de 720 euros brutos en catorce pagas”.

Y la escala más baja está formada por un 10 % de la población trabajadora en la Comunidad que ingresa, mensualmente en concepto de nómina, una media de 399 euros.

Crisis en el sector público


En el estudio, el sindicato también muestra su preocupación por el 4 % de trabajadores “pobres” que hay en el sector público. Fruto, dicen, “de la tasa de reposición y la ausencia de convocatorias de oposiciones”.